Manual Msd

Please confirm that you are a health care professional

Cargando

Cervicitis

Por

Oluwatosin Goje

, MD, MSCR, Cleveland Clinic, Lerner College of Medicine of Case Western Reserve University

Última modificación del contenido sep. 2019
Información: para pacientes
Recursos de temas

La cervicitis es la inflamación infecciosa o no infecciosa del cervix. Los hallazgos pueden incluir flujo vaginal, sangrado vaginal, y eritema y friabilidad cervical. Las mujeres se deben estudiar para causas infecciosas de vaginitis y enfermedad inflamatoria pélvica y se tratan por lo general empíricamente para la infección por clamidia y la gonorrea.

La cervicitis aguda generalmente es producto de una infección; la cervicitis crónica usualmente no es causada por una infección. La cervicitis puede ascender y causar endometritis y enfermedad inflamatoria pélvica (EIP).

Etiología

La causa infecciosa más común de cervicitis es Chlamydia trachomatis, seguida por Neisseria gonorrhea: son infecciones de transmisión sexual. Otras causas incluyen el virus del herpes simple (VHS), Trichomonas vaginalis, y Mycoplasma genitalium. Frecuentemente no se logra identificar un patógeno. El cuello uterino también puede estar inflamado como parte de una vaginitis (p. ej., vaginosis bacteriana, tricomoniasis).

Las causas no infecciosas de cervicitis incluyen procedimientos ginecológicos, cuerpos extraños (p. ej., pesarios, dispositivos anticonceptivos de barrera), productos químicos (p. ej., en duchas o cremas anticonceptivas), y los alérgenos (p. ej., látex).

Signos y síntomas

La cervicitis puede no causar síntomas. Los síntomas más comunes son flujo vaginal y hemorragia vaginal entre períodos menstruales o después del coito. Algunas mujeres tienen dispareunia, irritación vulvar y/o vaginal, y/o disuria.

Los hallazgos del examen pueden incluir flujo purulento o secreción mucopurulenta, friabilidad cervical (p. ej., sangrado después de tocar el cuello uterino con un hisopo) y eritema y edema cervical.

Diagnóstico

  • Signos clínicos

  • Estudios para vaginitis y enfermedades de transmisión sexual

La cervicitis se diagnostica si las mujeres tienen exudado cervical (purulento o mucopurulento) o friabilidad cervical.

Los hallazgos que sugieren una causa específica u otros trastornos incluyen los siguientes:

  • Fiebre: enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) o infección por HSV

  • Dolor cervical a la movilización: EPI

  • Vesículas, dolor vulvar o vaginal, y/o ulceración: infección por HSV

  • Hemorragias puntiformes (manchas de fresa): Tricomoniasis

Las mujeres deben ser evaluadas clínicamente para EPI y se deben efectuar pruebas para la infección por clamidia y gonorrea (p. ej., con reacción en cadena de la polimerasa [PCR] o cultivo), vaginosis bacteriana, y tricomoniasis.

Tratamiento

  • Tratamiento usualmente empírico para la infección por clamidia y gonorrea

En la primera visita, la mayoría de las mujeres con cervicitis aguda deben ser tratadas empíricamente para la infección por clamidia, sobre todo si tienen factores de riesgo para enfermedades de transmisión sexual (p. ej., edad <25, nuevas o múltiples parejas sexuales, sexo sin protección) o si el seguimiento no se puede asegurar . Las mujeres también deben ser tratadas empíricamente para la gonorrea si tienen factores de riesgo para enfermedades de transmisión sexual, si la prevalencia local es alta (p. ej.,> 5%), o si el seguimiento no se puede asegurar.

El tratamiento de la cervicitis consiste en lo siguiente:

  • Infección por clamidia: azitromicina 1 g por vía oral una sola vez o con 100 mg de doxiciclina 2 veces al día, por vía oral, durante 7 días

  • Gonorrea: ceftriaxona 250 mg IM una vez más la azitromicina 1 g por vía oral una vez (debido a la resistencia emergente de N. gonorrhoeae a las cefalosporinas)

Una vez que la causa o las causas se identifican sobre la base de los resultados de las pruebas microbiológicas, el tratamiento posterior se ajusta en consecuencia.

Si la cervicitis persiste a pesar de este tratamiento, se debe descartar la reinfección con clamidias y N. gonorrhoeae, y se debe iniciar el tratamiento empírico con moxifloxacina 400 mg por vía oral 1 vez al día durante 7 a 14 días (p. ej., durante 10 días) para cubrir una posible infección por M. genitalium.

Si la causa es una enfermedad de transmisión sexual bacteriana, las parejas sexuales deben ser examinadas y tratadas simultáneamente. Las mujeres deben abstenerse de mantener relaciones sexuales hasta que la infección haya sido eliminada en ellas y en sus parejas sexuales.

Todas las mujeres con infección por clamidia o gonorrea confirmada deben realizar pruebas entre 3 y 6 meses después del tratamiento porque la reinfección es común.

Conceptos clave

  • La cervicitis aguda es generalmente causada por una ETS y puede presagiar una enfermedad pelviana inflamatoria (EPI).

  • La infección puede ser asintomática.

  • Realizar pruebas para la infección por clamidias, gonorrea, vaginosis bacteriana y tricomoniasis.

  • Tratar a la mayoría de las mujeres para la infección por clamidia y gonorrea en la primera visita.

Información: para pacientes
NOTA: Esta es la versión para profesionales. PÚBLICO GENERAL: Hacer clic aquí para obtener la versión para público general.
Obtenga los

También de interés

Videos

Ver todo
Cómo manejar una inversión uterina
Video
Cómo manejar una inversión uterina
Modelos 3D
Ver todo
Contenidos de la pelvis femenina.
Modelo 3D
Contenidos de la pelvis femenina.

REDES SOCIALES

ARRIBA