Manual Msd

Please confirm that you are a health care professional

Cargando

Traumatismo uretral

Por

Noel A. Armenakas

, MD, Weill Cornell Medical School

Última modificación del contenido ago. 2019
Información: para pacientes
NOTA: Esta es la versión para profesionales. PÚBLICO GENERAL: Hacer clic aquí para obtener la versión para público general.
Recursos de temas

Las lesiones uretrales se producen habitualmente en los varones. La mayoría de las lesiones uretrales mayores se debe a un traumatismo no penetrante. El traumatismo penetrante es menos frecuente, y ocurre principalmente como resultado de heridas de armas de fuego o, alternativamente, debido a objetos introducidos en la uretra durante la actividad sexual o por una enfermedad psiquiátrica.

Las lesiones uretrales se clasifican como contusiones, roturas parciales o roturas totales y pueden ser anteriores o posteriores. Las lesiones uretrales posteriores se deben exclusivamente a fracturas pelvianas. Las lesiones uretrales anteriores suelen ser consecuencia de una lesión perineal a horcajadas, debido a una caída, un golpe perineal o un accidente en vehículos de motor. Las lesiones iatrogénicas ocurren durante la instrumentación transuretral (p. ej., colocación o extracción del catéter, cistoscopia).

Las complicaciones incluyen infección, incontinencia, disfuncion erectil, y constricción o estenosis ("constricción" es el estrechamiento en la uretra posterior, mientras que "estenosis" se refiere exclusivamente a la uretra anterior).

Signos y síntomas

Los síntomas incluyen dolor con la micción o incapacidad de orinar. El hallazgo de sangre en el meato uretral es la señal más importante de una lesión uretral. Otros signos incluyen equimosis y/o edema perineal, labial, peneana, escrotal. La localización anormal de la próstata en el examen rectal (llamado de próstata de alto montar a) es un indicador inexacto de una lesión uretral. Sangre en el examen rectal o vaginal digital requiere evaluación exhaustiva.

Diagnóstico

  • Uretrografía retrógrada

En cualquier paciente masculino con signos o síntomas sugestivos de una lesión uretral, se debe realizar una uretrografía retrógrada. Este procedimiento siempre debe preceder al cateterismo. El sondaje o cateterismo uretral en un hombre con una lesión grave no detectada puede potenciar la rotura de la uretra (p. ej., convertir una rotura parcial en una total). En las pacientes se requiere una citoscopia urgente y un examen vaginal minucioso.

Perlas y errores

  • Si se sospecha de lesión uretral masculina, no inserte un catéter uretral hasta después de la uretrografía.

Tratamiento

  • En general, cateterismo o sondaje uretral (para contusiones) o cistostomía suprapúbica

  • En ocasiones, realineamiento endoscópico o reparación quirúrgica (para determinadas lesiones)

  • Cirugía definitiva retrasada

Las contusiones pueden tratarse con seguridad con 7 días de sonda transuretral permanente. Las roturas parciales se tratan mejor con drenaje vesical por cistostomía suprapúbica. En casos selectos de roturas parciales posteriores, puede intentarse la realineación uretral primaria (endoscópica o abierta); si se tiene éxito, esta técnica puede limitar las estenosis uretrales ulteriores.

La opción más simple y segura para la mayoría de los pacientes con rotura completa es el drenaje a través de una cistostomía suprapúbica. La cirugía definitiva se retrasa entre 8 a 12 semanas hasta que el tejido cicatricial de la uretra se haya estabilizado y el paciente se haya recuperado de cualquier lesión asociada.

La reparación abierta de las lesiones uretrales se limita a las asociadas con fracturas de pene, lesiones penetrantes y todas las lesiones en las mujeres.

Conceptos clave

  • La mayoría de las lesiones uretrales posteriores se asocian con fracturas pelvianas. Las lesiones anteriores suelen deberse a un mecanismo no penetrante; las lesiones uretrales con fracturas de pene o traumatismos penetrantes ocurren con menor frecuencia.

  • Se debe considerar la posibilidad de lesiones uretrales, sobre todo en pacientes que tienen fracturas de pelvis o lesiones en silla de montar que presentan sangre en el meato uretral o dificultades para orinar.

  • En los hombres, hacer uretrografía retrógrada antes del cateterismo uretral.

  • En las mujeres, se debe realizar cistoscopia y un examen vaginal exhaustivo.

  • Las contusiones se tratan con cateterismo uretral y la mayoría de las interrupciones uretrales se manejan en forma inicial con una cistostomía suprapúbica; se debe considerar la realineación primaria en casos selectos.

  • Se debe retrasar la reconstrucción quirúrgica, excepto en algunas lesiones específicas (p. ej., fractura de pene, lesiones penetrantes y lesiones uretrales femeninas).

Información: para pacientes
NOTA: Esta es la versión para profesionales. PÚBLICO GENERAL: Hacer clic aquí para obtener la versión para público general.
Obtenga los

También de interés

Videos

Ver todo
Cómo aplicar un inmovilizador de rodilla
Video
Cómo aplicar un inmovilizador de rodilla
Modelos 3D
Ver todo
Esguince de tobillo (segundo grado)
Modelo 3D
Esguince de tobillo (segundo grado)

REDES SOCIALES

ARRIBA