Manual Msd

Please confirm that you are not located inside the Russian Federation

Cargando

Mastoiditis

Por

Richard T. Miyamoto

, MD, MS, Indiana University School of Medicine

Última revisión completa may. 2019
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales

La mastoiditis es una infección bacteriana de la apófisis mastoides, que es el hueso prominente situado detrás del oído.

La mastoiditis suele aparecer cuando una otitis media aguda, que no ha recibido tratamiento o que no ha sido tratada adecuadamente, se extiende desde el oído medio hasta el hueso que lo circunda, la apófisis mastoides. La mayoría de las infecciones mastoides son causadas por bacterias neumocócicas. Las vacunas neumocócicas conjugadas han reducido significativamente la infección por la bacteria neumococo y la mastoiditis es poco frecuente. Una mastoiditis tratada incorrectamente puede provocar sordera, infección de la sangre (septicemia), infección de las membranas que envuelven el cerebro (meningitis), un absceso cerebral o la muerte.

Síntomas

Por lo general, los síntomas de la mastoiditis aparecen al cabo de un tiempo que varía entre algunos días y algunas semanas después del desarrollo de la otitis media aguda, a medida que la infección diseminada destruye la parte interna de la apófisis mastoides. En e hueso puede formase una acumulación de pus (absceso). La piel que recubre la apófisis mastoides puede tornarse roja, inflamada y dolorosa, y el oído externo se desplaza hacia un lado y hacia abajo. Otros síntomas son fiebre, dolor alrededor y dentro del oído, y una secreción profusa y cremosa. El dolor tiende a ser persistente y pulsátil, y la pérdida auditiva puede empeorar progresivamente.

Diagnóstico

  • Evaluación médica

  • A veces, una tomografía computarizada (TC).

El médico suele basar el diagnóstico en los síntomas. A veces se realiza una tomografía computarizada (TC) para confirmar el diagnóstico. Para identificar la bacteria causante de la infección, los médicos toman muestras de la secreción del oído, de modo que las bacterias presentes en la secreción puedan cultivarse en un laboratorio (cultivo).

Tratamiento

  • Antibióticos de administración intravenosa u oral

  • En ciertas ocasiones, intervención quirúrgica

A la mayoría de las personas con mastoiditis se les administra inmediatamente un antibiótico (como ceftriaxona o vancomicina) por vía intravenosa. En cambio, a las personas que no estén gravemente enfermas puede administrárseles un antibiótico (por ejemplo, ciprofloxacina) por vía oral. Después de este tratamiento inicial, los médicos usan los resultados del cultivo de laboratorio para determinar qué antibiótico es mejor utilizar. Los antibióticos pueden administrarse por vía oral cuando la persona comienza a recuperarse, y también se mantiene el tratamiento con ellos durante por lo menos 2 semanas. Si se ha formado un absceso en el hueso, o la infección y la inflamación se vuelven crónicas, se requiere la extirpación quirúrgica de la parte infectada del hueso (mastoidectomía) y cirugía correctiva.

NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Obtenga los

También de interés

Videos

Ver todo
Introducción a los oídos, la nariz y la garganta
Video
Introducción a los oídos, la nariz y la garganta
Modelos 3D
Ver todo
Dolor de oído
Modelo 3D
Dolor de oído

REDES SOCIALES

ARRIBA