Manual Msd

Please confirm that you are not located inside the Russian Federation

Cargando

Microsporidiosis (microsporidiasis)

Por

Richard D. Pearson

, MD, University of Virginia School of Medicine

Última revisión completa may. 2019
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales

La microsporidiosis es una infección causada por los protozoos Microsporidia, que son hongos parásitos. Los síntomas dependen de los órganos infectados, pero la infección suele causar diarrea, otros síntomas intestinales o síntomas oculares.

  • La microsporidiosis causa síntomas principalmente en personas con el sistema inmunológico debilitado, como las que tienen sida.

  • Los síntomas varían, pero incluyen diarrea crónica, dolor abdominal, fiebre, pérdida de peso e inflamación ocular.

  • Los médicos diagnostican la infección mediante la identificación de microsporidias en una muestra del tejido infectado o en las heces, la orina u otros líquidos corporales.

  • Antiparasitarios pueden controlar la infección, pero no eliminarla.

Los microsporidios solían clasificarse como protozoos, pero ahora se consideran hongos. Estos hongos parásitos formadores de esporas viven dentro de las células infectadas.

Los microsporidios pueden infectar el intestino, el hígado, la vesícula biliar, las vías biliares (los conductos que conectan el hígado y la vesícula biliar con el intestino delgado), la córnea, los senos paranasales, los músculos, las vías respiratorias, las vías urinarias y, en algunos casos, el encéfalo. La infección puede diseminarse por todo el organismo.

Varias especies de Microsporidia causan infecciones en los seres humanos, aunque los síntomas suelen aparecer en personas con sida u otros trastornos que debiliten el sistema inmunitario. Las personas con un sistema inmunológico saludable pueden desarrollar síntomas oculares si los microsporidios infectan la córnea.

Las especies de Microsporidia se propagan a través de esporas, que pueden

  • Ser ingeridas

  • Ser inhaladas

  • Penetrar a través de los tejidos que rodean el ojo

  • Transmitirse de persona a persona

  • Transmitirse a través del contacto con un animal infectado

Dentro del cuerpo, las esporas de microsporidios penetran en las células, donde se desarrollan, se multiplican y forman más esporas. Al final las células infectadas se rompen, liberando las esporas, que después se pueden extender por todo el organismo causando inflamación o que pueden ser excretadas al medio ambiente a través de la respiración, las heces o la orina.

Síntomas

Los síntomas de la microsporidiosis varían en función de

  • La especie que provoca la infección

  • Qué órganos están afectados

  • El buen funcionamiento del sistema inmunitario de la persona afectada

Las personas con un sistema inmunológico sano no suelen presentar síntomas pero, en las personas con sida u otras enfermedades que debilitan el sistema inmunológico, la microsporidiosis puede causar diarrea crónica y diversas infecciones (como hepatitis y sinusitis). Si la microsporidiosis afecta el intestino, es posible que los afectados no absorban suficientes nutrientes de los alimentos (lo que se denomina malabsorción), lo que conduce a una pérdida de peso.

Otros síntomas de microsporidiosis consisten en dolor abdominal, ictericia, fiebre, tos persistente, dolor en el costado, dolores musculares, cefalea e inflamación ocular con enrojecimiento. Puede darse visión borrosa. Si la infección ocular es grave, puede dar lugar a ceguera.

Diagnóstico

  • Examen de una muestra de tejido afectado, heces, orina u otros líquidos corporales

Para diagnosticar la microsporidiosis, los médicos examinan una muestra del tejido afectado (tomada mediante biopsia) o de un líquido corporal al microscopio, utilizando por lo general técnicas especiales para contribuir a visibilizar mejor los microsporidios. Por ejemplo, se pueden analizar muestras de heces, orina, sangre, esputo, líquido cefalorraquídeo (extraído mediante punción lumbar) o muestras de la córnea (extraídas mediante raspado).

También se pueden realizar pruebas para identificar el material genético del parásito (ADN) en la muestra.

Tratamiento

  • Albendazol o fumagilina

  • Para personas con sida, también medicamentos antirretrovirales

  • Para infección ocular, albendazol (tomado por vía oral) y fumagilina (en forma de gotas para los ojos)

Si el sistema inmunológico es normal, los casos leves de microsporidiosis se suelen resolver sin tratamiento.

En personas con SIDA, es muy importante que la infección por el VIH se trate con la mayor eficacia posible con medicamentos antirretrovíricos. Dicho tratamiento puede fortalecer el sistema inmunológico debilitado, lo que suele ayudar a controlar la diarrea y otros síntomas. Del mismo modo, es importante revertir, si están presentes, otras causas de inmunodepresión.

Si el sistema inmunológico y el órgano o los órganos de la persona afectada son normales, el tratamiento antimicrobiano de la microsporidiosis depende de cuál sea la especie de microsporido que esté causando la infección. El albendazol, tomado por vía oral, puede ayudar a controlar la diarrea si la especie causante de la infección es sensible a dicho fármaco. Sin embargo, el fármaco no elimina la infección.

El albendazol también se usa para tratar la microsporidiosis que afecta la piel o el músculo o que se ha diseminado por todo el cuerpo (si la especie que causa la infección es sensible a dicho fármaco).

Los comprimidos de fumagillina tomados por vía oral se han usado para controlar la diarrea cuando las especies de microsporidia son potencialmente sensibles, pero puede tener efectos secundarios graves. Los comprimidos de fumagilina no se comercializan en Estados Unidos.

Las infecciones oculares se tratan con albendazol tomado por vía oral y fumagilina en forma de colirio (gotas para los ojos). Los colirios con fluoroquinolona o voriconazol a veces son eficaces. Si estos fármacos no alivian los síntomas, puede requerirse cirugía reparadora de la córnea (queratoplastia).

NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Obtenga los

También de interés

Videos

Ver todo
Introducción a la infección por el virus Zika
Video
Introducción a la infección por el virus Zika
Virus Zika (https://www.youtube.com/watch?v=oGNxGlltnOs) por Osmosis (https://open.osmosis...
Modelos 3D
Ver todo
Tuberculosis: macrófagos alveolares infectados
Modelo 3D
Tuberculosis: macrófagos alveolares infectados

REDES SOCIALES

ARRIBA