Manual Msd

Please confirm that you are a health care professional

Cargando

Ajo

Por

Laura Shane-McWhorter

, PharmD,

  • University of Utah College of Pharmacy

Última modificación del contenido oct. 2018
Información: para pacientes

Los bulbos del ajo (Allium sativum) se extraen y se elaboran en forma de comprimidos, polvos o aceites; el principal principio activo es alicina o S-alilcisteína, un subproducto de aminoácidos. El ajo también se puede comerse crudo o cocido. Debido a que los ingredientes activos son volátiles y se destruyen en la trituración, la cantidad de ingrediente activo en las diversas formas de ajo varía en gran medida. Los suplementos se estandarizan por la cantidad de compuesto activo. El extracto de ajo añejado (AGE), que se crea a partir de ajo que se deja envejecer durante al menos 20 meses, tiene compuestos activos más estables que la mayoría de las formas. El consumo de suplementos de ajo en esta forma parece conferir los mayores beneficios para la salud y la ausencia de efectos adversos.

Acciones

Se dice que el ajo tiene efectos que benefician varios factores del riesgo cardíaco, como reducción de la tensión arterial y concentraciones séricas de glucosa y lípidos; el ajo inhibe a las plaquetas in vitro. También se dice que protege contra el cáncer de laringe, gástrico, colorrectal y endometrial y los pólipos colorrectales adenomatosos.

Evidencia

La evidencia más fuerte disponible para la administración de suplementos de ajo, específicamente extracto de ajo añejado, es la reducción de la presión arterial. Un ensayo de dosis respuesta doble ciego, aleatorizado, controlado con placebo de 79 pacientes de medicina general con hipertensión sistólica no controlada evaluó el efecto del suplemento con extracto de ajo añejado (EAA) durante 12 semanas. El estudio indica que el suplemento diario de 240, 480 y 960 mg de extracto de ajo añejado conteniendo 0,6, 1,2 y 2,4 mg de S-alilcisteína respectivamente, redujo de forma significativa la presión arterial media sistólica en comparación con el placebo (1).

Los resultados de los efectos hipolipemiantes de la administración de suplementos de ajo han sido bastante inconsistentes. Un metanálisis de 2013 de 39 estudios controlados aleatorizados (2298 participantes) señaló que el ajo disminuyó el colesterol total en 17 mg/dL y el LDL en 9 mg/dL (2).

Un metanálisis de 2015 de 7 estudios (513 participantes) ha verificado la eficacia del ajo para reducir la glucosa en ayunas (3). Se necesitan otros estudios para evaluar el impacto en la hemoglobina A1c. La evidencia científica a favor de la ingesta de ajo o el uso de suplementos de ajo muestra poca o ninguna protección contra el cáncer. Una revisión sistemática de 2016 y un metanálisis que evaluó la ingestión de ajo en relación con la incidencia de cáncer colorrectal no encontró ningún efecto protector (4). La evaluación del suplemento de ajo y la regulación de la glucosa está limitada por escasos o ningún ensayo clínico controlado con placebo en seres humanos.

El ajo consumido en altas dosis tiene efectos antimicrobianos generales in vitro (5).

La mayor parte de estos estudios carece de los detalles específicos en relación con el suplemento y/o concentración de ingredientes activos en el suplemento, lo que puede explicar los resultados variables.

Efectos adversos

Puede haber aliento y olor corporal y náuseas; las altas dosis pueden causar ardor en la boca, el esófago y el estómago.

Interacciones medicamentosas

En teoría, el ajo está contraindicado en pacientes que tienen diátesis hemorrágicas o que toman warfarina, antihipertensivos y fármacos antiplaquetarios. Asimismo, puede reducir las concentraciones séricas de saquinavir. El ajo puede interactuar con medicamentos que disminuyen los niveles de azúcar en la sangre, causando una posible hipoglucemia.

Referencias del ajo

  • Ried K, Frank OR, Stocks NP: Aged garlic extract reduces blood pressure in hypertensives: a dose-response trial. Eur J Clin Nutr 67(1):64-70, 2013. doi: 10.1038/ejcn.2012.178.

  • Ried K, Toben C, Fakler P: Effect of garlic on serum lipids: an updated meta-analysis. Nutr Rev 71(5):282-299, 2013. doi: 10.1111/nure.12012.

  • Hou LQ, Liu YH, Zhang YY: Garlic intake lowers fasting blood glucose: meta-analysis of randomized controlled trials. Asia Pac J Clin Nutr 24(4):575-582, 2015. doi: 10.6133/apjcn.2015.24.4.15.

  • Chiavarini M, Minelli L, Fabiani R: Garlic consumption and colorectal cancer risk in man: a systematic review and meta-analysis. Public Health Nutr 19(2):308-317, 2016. doi: 10.1017/S1368980015001263.

  • Filocamo A, Nueno-Palop C, Bisignano C, et al: Effect of garlic powder on the growth of commensal bacteria from the gastrointestinal tract. Phytomedicine. 19(8-9):707-711, 2012. doi: 10.1016/j.phymed.2012.02.018.

Más información

  • NIH National Center for Complementary and Integrative Health: Garlic

Información: para pacientes
NOTA: Esta es la versión para profesionales. PÚBLICO GENERAL: Hacer clic aquí para obtener la versión para público general.
Obtenga los

También de interés

REDES SOCIALES

ARRIBA