Manual Msd

Please confirm that you are not located inside the Russian Federation

Cargando

Fracturas de tobillo

(Fracturas de peroné; fracturas de tibia)

Por

Danielle Campagne

, MD, University of San Francisco - Fresno

Última revisión completa jul. 2019
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Datos clave
NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Recursos de temas

Las fracturas de tobillo pueden afectar a la protuberancia ósea de la parte externa del tobillo (maléolo lateral), que es el extremo del hueso menor de la pierna (peroné). O pueden implicar a la protuberancia que existe en la parte interna del tobillo (maléolo medial), que es el extremo del hueso más grande de la pierna (tibia); o a la parte posterior del extremo inferior de la tibia (maléolo posterior) o, más frecuentemente, a ambas zonas.

  • El tobillo se puede fracturar en más de un punto y los ligamentos que hacen que sea estable pueden romperse.

  • Un tobillo roto duele, está hinchado y, por lo general, no se puede cargar peso sobre el mismo.

  • El médico sospecha una fractura de tobillo a partir de los síntomas y de la exploración clínica, pero solicita radiografías para confirmarla.

  • Las fracturas estables del peroné se tratan con una bota o yeso y la mayoría de las fracturas de la tibia requieren cirugía.

(Véase también Introducción a las fracturas.)

Las fracturas de tobillo son frecuentes. El tobillo se puede fracturar cuando el pie se fuerza hacia arriba o hacia abajo, o se gira hacia adentro o hacia afuera. El tobillo puede fracturarse en más de un lugar. A veces también se fractura la parte superior del peroné (cerca de la rodilla).

La articulación del tobillo está formada por tres huesos:

  • Los dos huesos de la pierna (peroné y tibia)

  • Un hueso en el pie (astrágalo) situado entre los huesos de la pierna y el hueso que forma el talón

Estos tres huesos están conectados por varios ligamentos, que forman un anillo y estabilizan el tobillo. Las fracturas a menudo interrumpen el anillo en más de un lugar. Por ejemplo, si se fractura uno de los huesos, generalmente se rompe a la vez un ligamento. Si una fractura interrumpe dos o más estructuras del anillo, el tobillo es inestable.

A veces, cuando se aplica una fuerza a un ligamento del tobillo, el ligamento se rompe arrancando un pequeño fragmento de hueso en el punto donde el ligamento se une al hueso. Este tipo de fracturas, denominadas fracturas por avulsión, pueden parecerle a la persona afectada un esguince grave, más que un hueso roto.

Anatomía del tobillo

Anatomía del tobillo

Síntomas

Un tobillo roto duele y está hinchado. Por lo general, el sujeto no puede apoyarse sobre la extremidad lesionada.

Diagnóstico

  • Evaluación médica

  • Radiografías

(Véase también Diagnóstico de fracturas.)

Para comprobar si hay fracturas, el médico examina y palpa suavemente el tobillo. Si se sospecha una fractura, se toman varias radiografías para confirmar (o descartar) la fractura.

En función de los resultados del examen y de las radiografías, el médico determina si el tobillo es estable o no. Luego se puede decidir el mejor tratamiento.

Tratamiento

  • En la mayoría de las fracturas estables, una férula o un yeso

  • En las fracturas inestables, a veces cirugía para realinear los huesos rotos

En la mayoría de las fracturas de tobillo estables (incluyendo las fracturas por avulsión), los médicos suelen indicar una férula para caminar o la aplicación de un yeso, que se lleva durante unas 6 semanas. Una bota para caminar tiene cierres de velcro y una carcasa rígida para proteger el pie de más lesiones. Las fracturas de tobillo estables suelen consolidar bien.

Las fracturas de tobillo inestables pueden requerir cirugía. Con frecuencia, se realiza una reducción abierta con fijación interna (RAFI). Al realizar una reducción abierta con fijación interna (RAFI), los fragmentos del hueso fracturado se vuelven a colocar en su sitio (reducción) y después se fijan utilizando dispositivos como cables metálicos, clavos, tornillos, varillas y placas. Después de una fractura de tobillo inestable, es posible que el tobillo no sea tan resistente como antes.

Si el tobillo es estable y los fragmentos óseos se vuelven a colocar correctamente, la fractura generalmente se cura bien. Si los fragmentos de hueso no permanecen en su lugar, puede aparecer artritis y el tobillo se puede fracturar nuevamente.

NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Obtenga los

También de interés

Videos

Ver todo
Prótesis de cadera
Video
Prótesis de cadera
El sistema esquelético proporciona el armazón para el cuerpo y protege los órganos internos...
Modelos 3D
Ver todo
Dedo en martillo
Modelo 3D
Dedo en martillo

REDES SOCIALES

ARRIBA